La firma en solitario por parte de CC.OO. introduce elementos que obstaculizan el avance del Convenio de Conservas Vegetales

La firma en solitario por parte de CC.OO. de un convenio de IV GAMA, introduce en la negociación del convenio sectorial estatal de conservas vegetales elementos que obstaculizan el avance en las conversaciones de este convenio colectivo.

En la reunión del 11 de julio de 2016, que la comisión negociadora del convenio estatal de conservas vegetales ha mantenido, la firma en solitario por parte de CC.OO. de un convenio de IV Gama, sacando así esta actividad del ámbito funcional del convenio de conservas vegetales, ha ocupado una parte importante de sus debates.

Esto ha sido así, porque el citado convenio de IV Gama, además de eliminar muchos derechos de las trabajadoras y trabajadores de esa actividad productiva, sienta las bases para que en el sector se consolide una competencia desleal entre las empresas que el convenio estatal de conservas vegetales regula su condiciones laborales, sociales y económicas.

vegetalesUGT no ha participado de esa iniciativa, toda vez que desde el principio nos hemos opuesto, por entender que era innecesario al estar esta actividad productiva regulada en el convenio de conservas vegetales y, mucho menos. Si la firma de ese pacto significaba como así ha sido, la perdida derechos y de protección para los afectados y afectadas.

Por ello, la representación de UGT en la reunión de hoy ha pedido a los representantes de CC.OO. presentes, deshagan el entuerto y se comprometan a no seguir con lo que ellos dominan nuevo proyecto sindical, evitando su registro y publicación en el BOE. En la misma línea han sido requeridos por la representación empresarial.

A la UGT, además de las acciones judiciales pertinentes para impedir lo anterior, solo le queda para evitar el destrozo laboral que otros pretenden llevar a cabo en el subsector de IV Gama, acciones como las de potenciar un acuerdo rápido en el convenio de conservas vegetales y que este mantenga intacto su ámbito funcional. Es decir, que la IV Gama siga regulada y protegida por las mejoras del convenio colectivo de conservas vegetales. Por ello en el día de hoy hemos hecho una propuesta de firma de convenio que mantenga el texto del mismo revisando sus salarios en un porcentaje cercano al 1,5% cada año de vigencia del convenio y con una duración de dos años. En la cual se debiera incluir una cláusula de revisión salarial.

La respuesta patronal después de un receso, ha sido que tenían que hacer consultas y nos han planteado un nuevo encuentro para el día 26 del corriente. Hemos aceptado la fecha y esperamos poder resolver esta encrucijada en la que otros nos han incluido de manera favorable para todos los trabajadores y trabajadores del sector.

Por último y ante las posibles reacciones a nuestra propuesta, decir que lo que la UGT ha pretendido hoy, solo se debe a las consecuencias de iniciativas ajenas a nuestra organización y sus representantes, y que desconocemos el porqué de ellas.

En todo caso, lo que hemos planteado en la reunión de esta mañana, consiste en adelantarnos unos meses a la dinámica de los últimos 5 años en las negociaciones del convenio de conservas vegetales, donde el sindicato mayoritario (y hoy no lo ha recordado en varias ocasiones), cuando el año se está acabando y, el convenio está a punto de decaer por la falta de acuerdo y por la falta de ultraactividad del mismo, y después de amenazar con huelga tras la celebración de algunas asambleas, a última hora y para salvar el convenio, se firma un 0,3% de incremento salarial sin tocar ningún aspecto de dicho convenio colectivo. Ósea, una simple revisión salarial a la baja.

Pero a pesar de ello, UGT defenderá la firma de un convenio colectivo para el sector de conservas vegetales digno, con las trabajadoras y trabajadores de la IV Gama dentro.